Miniaturitalia

Es lunes por la tarde, me he levantado a las 14.30, estoy en la consulta.... y aún medio zombi. El viaje fue muy bien. Cristina se vino a dormir a casa (ella vive en Maçanet) ya que teníamos que estar en el aeropuerto a las 7 de la mañana para facturar equipaje. Mi menda se fue unos días antes a los chinos a buscar maleta nueva, rígida (psef...."rígida estilo-chino") y de un color azulito, muy mona, para distinguirla rápidamente y con 4 ruedas en lugar de dos (una buena compra, ya que se lleva muy bien). Como en el aeropuerto te cobran 6 euros por envolverlas con film transparente, servidora se compró film de cocina y cinta gris en los chinos y envolvió su flamante maleta nueva (llegó en buenas condiciones.... para el próximo viaje ya sé que necesito dos rollos de cinta gris). Cristina y Olga hicieron lo propio. A las 6:30 hs el taxi en la puerta.... y las legañas en los ojos... Recogemos a Olga y para el aeropuerto que nos vamos. Para pasar el scanner me hicieron quitar las botas y el cinturón, lo mismo que a Olga (que siempre lo pasa mal porque se le hacen "tomates" en las puntas de las medias...esta vez no). A Cristina, como no paraba de pitar, le toca cacheo.El vuelo perfecto (esta vez sin turbulencias ni gritos histéricos de los pasajeros). Llegamos a Milán. Autobús hasta el hotel (casi me duermo en el bus). Como no teníamos entrada en el hotel hasta las 2 de la tarde, dejamos las maletas en recepción y empezamos a patear la ciudad: la Scalla (pudimos visitar el museo....desgraciadamente no la scalla por dentro), el Duomo (precioso: lo acababan de restaurar por fuera y resultaba impresionante..... por dentro no sé cuánto rato estuvimos. Yo creo que no me quedó ni una vidriera por escudriñar.... y las columnas..... impresionantes.......... una sensación de grandeza, sobriedad, recogimiento.... vaya, que muy recomendable). De allí a las galerías Vittorio Emmanuelle.... muy bonitas.... con todas las tiendas "chic" del mundo. Y como ya sabéis que a mi las marcas me la traen al fresco, después de un vistazo a los escaparates me la pasé mirando el techo acristalado y las  paredes con todas sus esculturas...... casi me da tortícolis. Eran más de las dos de la tarde: de vuelta caminando hasta el hotel.... de cuatro estrellas!!!!. Esta vez pude aprovechar una muy buena oferta de un hotel que me recomendaron, cerca de la feria, y me salió muy bien: habitación para tres, con consumo de minibar gratuito y desayuno incluido por 300 euros las dos noches (uséase que salimos por 100 por persona todo el fin de semana)...¡jacuzzi incluido!.... nosotras que estamos acostumbradas  a viajar en plan barato, disfrutamos como enanas. Nos comemos unos bocatas en la habitación... y otra vez a patear la ciudad..... de poco nos atropella un trolebús (nos dio un bozinazo que aún me pitan los oídos)..... y  hasta la noche. Cenamos pizza (no podía ser menos entando donde estábamos..... ya nos habíamos zampado un helado por la tarde). De vuelta en el hotel Olga quiso probar el jacuzzi .... y estuvimos como cinco minutos intentando saber como se subía y se bajaba el tapón.......porque no tenía ni cadena ni arandela ni nada... yo que veo una palanca en la pared y digo, "debe de ser esto".....y las "ducho" a las dos porque no era la palanca del tapón sino la de la ducha... y el agua estaba corriendo......como ya llevábamos riendo todo el día, no venía de un poco más.....finalmente Olga decidió que lo iba a subir y bajar con los dedos...le costaba lo suyo, porque iba duro el muy mamón........ el caso es que por fin pudo bañarse.... y cuando acabó de hacerlo descubrió como iba el dichoso tapón (con un mando que estaba en consonancia con el resto de mandos del aparatito). Una noche de sueño reparador (gracias a los tapones para los oídos, que esta vez no olvidé), un buen desayuno y para la feria que nos vamos. La feria estupenda. De las mejores entre las que hemos estado: la organización buenísima y el nivel de los artesanos muy bueno. No me fué mal (casi cubro los gastos de mesa, viaje y estancia, lo cual, siendo la primera vez que íbamos está muy bien... ya que la primera vez no se suele cubrir porque nadie te conoce). Aproveché para repartir propaganda de nuestra feria entre los artesanos de mayor calidad y para hablar con los que ya nos conocemos de otras ferias. Sábado por la noche y de vuelta para el hotel. Estábamos tan cansadas que Cristina y yo también nos apuntamos a lo del jacuzzi. Yo entré la primera....primero me puse el agua tan caliente que "se podían pelar pollos". Tuve que vaciar un poco y añadir fría...y venga echar gel para conseguir espuma........me meto, enchufo el turbo.......y "Deu meu...que relajo"....cierro los ojos unos segundos...¡y cuando los abro tenía medio metro de espuma!!!!... sin exagerar... aquello no dejaba de crecer... y yo venga retirarla hacia atrás (tenía media mampara) para evitar que cayera al suelo....... llamo a las otras para que me hagan una foto...había que dejar constancia gráfica del momento porque parecía Zsa-zsa Gabor........ glamour de tres al cuarto... "no da pa más". Después le tocó a Cristina... ella no se puso tanto gel...pero como es bajita y el jacuzzi era muy largo (¡por fin!) a la que ponía en marcha las burbujas, el chorro de aire le levantaba el trasero del fondo y, como no le llegaban los pies al final, se le levantaba el pompis y se le hundía la cabeza. Resultado se nos ahogaba la criatura y emergía del agua como si fuera el Yeti con los ojos cerrados: una mole blanca (también hay registro gráfico) Acto seguido le toca a Olga quien, llena de agua, va a echar el gel con cuidado de no pasarse.... y se le cae el tapón de la botella.... cuando nos llamó había espuma por medio baño............yo me retorcía de la risa. Cena de bocata, una charla amigable y a dormir. Domingo, de vuelta a la feria. la gente mira mucho pero compra poco (se nota la crisis). Eso sí, mi "ego" hinchado: todo el mundo "belo, belísimo". La feria llega a su fin. De nuevo el bus hacia el aeropuerto y subimos al avión. A las 23.30 llegamos al Prat. Bajamos del avión y nos metemos en la jardinera (no teníamos manga). La jardinera llena a rebosar........estamos a punto de partir y sube corriendo una de las azafatas, blandiendo una bufanda............. la mía..........."sin comentarios".

 

Ima

Si hubiera fragmentos de texto y/o fotos que pudieran vulnerar los derechos de autor, ruego me lo comuniquen, con el fin de retirarlos.

Ima

Próximamente estaré en:

Tom Bishop Madrid Noviembre 2013

Tom Bishop Chicago Abril 2014